• Simple Item 1
  • 1

Presidente-Comandante Daniel y Compañera Rosario en Acto de Entrega de la Orden de la Independencia Cultural Rubén Darío y Ciudadanía Nicaragüense al Pastor David Spencer. 24 de Febrero del 2018.

Acto de entrega de Orden Rubén Darío a pastor David Spencer ((24 de Febrero del 2018)

Palabras de Arsenio Herrera
Pastor General Hosanna Nicaragua

Muy buenas tardes a todos los que nos acompañan en este día tan especial para la Familia Spencer, la Iglesia de Nicaragua, como también para toda nuestra Nación.

Queremos dar una cordial bienvenida al Presidente de la República, Daniel Ortega, y a la Vicepresidenta de la República de Nicaragua, Rosario Murillo; también darle la bienvenida a la Ministra de Gobernación, María Amelia Coronel; al Viceministro Cañas; Comandante de Regimiento Juan Emilio Rivas Benítez; al Licenciado Fidel Moreno; Pastores Amigos; Medios de Comunicación, y todos los que nos honran con su presencia.

En Hosanna nosotros enfatizamos que todo lo que hacemos aquí se trata primeramente de Honrar a Dios y darle Gloria solamente a Él, y en esta Casa nos esforzamos por honrar a Dios, honrar la Voluntad de Dios, y honramos a todos los que hacen la Voluntad de Dios, pero también honramos a nuestras Autoridades, y para nosotros es un Privilegio, un Honor poderlos tener en este lugar, con su visita nos honran.

Agradecemos al Presidente Daniel Ortega y a la Vicepresidenta Rosario Murillo, por sumarse y participar en honrar la Vida y Ministerio del Pastor David Spencer.

Fue muy emotivo para mí y muy trascendental el escuchar las Declaraciones de la Vice- Presidenta Rosario Murillo en uno de los Medios de Comunicación, donde decía: “Honor al que Honor merece”. Así que agradecemos esas Palabras hacia nuestro Pastor; pero como siempre él nos enseñó : El Único que merece toda la Gloria y toda la Honra es Nuestro Señor Jesucristo.

La Vida del Pastor David es una inspiración para mí y para muchos en esta Nación, y si ustedes me preguntaran, una de las cosas más extraordinarias que yo he podido ver en la Vida del Pastor, he aprendido y creo que será un legado no sólo para mí, sino para muchos de los que hemos tenido la oportunidad de estar alrededor de él, es que de continuo escuchamos de su boca salir las siguientes Palabras: “Es importante que todo lo que hagamos le haya parecido bien al Espíritu Santo y a nosotros”.

En este día, Pastor, quiero darle las gracias, porque esas Palabras están aquí en mi corazón por el tiempo de Vida que el Señor me presta y creo que estarán en el corazón de muchas personas, y nos esforzaremos por honrar su esfuerzo, su sacrificio, su pasión que hemos visto a lo largo de todos estos años.

Yo he tenido el privilegio de estar cerca de usted y ver cómo lo que usted dijo con su boca era coherente con su estilo de Vida, hasta el último momento. No es hoy ante esta situación que está enfrentando con esta enfermedad que usted está viviendo para el Señor, sino que esa ha sido su historia, y por eso lo honro, lo bendigo, y reconocemos la Bendición que usted ha dado no sólo para Hosanna, sino para la Nación de Nicaragua. Que Dios lo Bendiga. Muchas gracias, Pastor David.

Solamente quiero cerrar leyendo un Salmo. El Salmo 33:12 dice: “Bienaventurada la Nación cuyo Dios es Jehová, el Pueblo que él escogió como heredad para sí”. Creemos que Nicaragua está entrando en los mejores años de su Historia, y creo que tiene que ver mucho con un Pueblo que está volviendo su corazón al Señor, y lo mejor está por delante. Que Dios les bendiga.

Palabras de María Amelia Coronel
Ministra de Gobernación

Buenas tardes a [email protected]; buenas tardes, Presidente y Vicepresidenta; Pastor Spencer, Señora Bonnie Spencer, Familiares; mis Compañ[email protected] del Gabinete de Gobierno; y el Pastor, a [email protected] l@s presentes y a los Medios de Comunicación.

En esta tarde damos gracias primeramente a Dios, por encontrarnos reunidos para celebrar este Acto de Entrega de la Nacionalidad Nicaragüense al Pastor, Misionero y Líder de la Comunidad de Renovación Hosanna, David Spencer.

David Spencer ha sido una inspiración para muchos nicaragüenses que se congregan cada domingo en los 9 Departamentos del País y las 15 Iglesias que se convierten en una sola.

Creo que el Pastor Spencer no se hubiera imaginado que en 1996 cuando inició las construcciones de la Sede de Hosanna que donde hoy en día se reúnen más de 20,000 Personas cada Domingo en toda Nicaragua, para recibir una Luz y Fuerza Espiritual, logrando con mucho trabajo y esfuerzo que su Comunidad sea parte de la disminución y erradicación de la Pobreza, junto al esfuerzo que hace nuestro Gobierno de Reconciliación y Unidad Nacional.

La Familia de Hosanna debe sentirse orgullosa del Guía Espiritual que Dios les envió y que lleva 46 años dejando huellas en sus corazones y en el Pueblo nicaragüense.

En este día oficialmente dejará de ser un nicaragüense de corazón a como él lo ha expresado en diferentes ocasiones, y se convertirá en un Distinguido Ciudadano de Nicaragua. Así que felicidades y bendiciones para [email protected]

Comandante de Regimiento Juan Emilio Rivas
Director de Migración y Extranjería

Buenas tardes, Comandante Daniel, Compañera Rosario; Pastor Spencer, su Familia; [email protected] tod@s. A continuación daré lectura al Acta Sucinta de la Promesa de Ley: “En la Ciudad de Managua, a los 24 días del mes de Febrero del Año 2018, ante la Ministra de Gobernación, María Amelia Coronel Kinloch, de conformidad con la Resolución 1,339 comparece con el objeto de rendir Promesa de Ley en la condición de Nacionalizado Nicaragüense el Ciudadano David Vincent Spencer, natural de los Estados Unidos de Norteamérica”.

Palabras de María Amelia Coronel

¿Promete Solemnemente ante Dios, la Patria, nuestros Héroes y Mártires respetar la Constitución Política de Nicaragua, las Leyes, Derechos y las Libertades del Pueblo, y cumplir fielmente y a conciencia los Deberes y Derechos que como nicaragüense adquiere?

Palabras de David Spencer

¡Sí lo hago, y lo prometo!

Palabras de María Amelia Coronel

Si así lo hace, que la Patria lo premie, sino, que ella le responsabilice. Así que, felicidades, ya es Ciudadano nicaragüense.

Palabras de David Spencer

Gracias.
Palabras de Rosario

Buenas tardes, Pastor David Spencer; Bonnie, Melodie, Shanna y Evelyn; a [email protected] nuestro Cariño y nuestro Reconocimiento. Hermano Arsenio Herrera, Pastor General de Hosanna; María Amelia; Luis, Compañero Director de Migración; Hermanos Pastores de las distintas Iglesias Cristianas Evangélicas de nuestro País, y [email protected] l@s que nos acompañan en este hermoso Acto de Reconocimiento al Pastor.

Quiero decir que para [email protected] és un Orgullo, y ahora el Pastor David Spencer és OrgullodeMiPaís, OrgullodeNuestroPaís ! Cuánto tiempo, cuánta Vida, cuánto trabajo, cuánta Inspiración, cuánta Fortaleza Espiritual la que ha transmitido a miles de nicaragüenses el Pastor David Spencer a lo largo de los años. En Tiempos difíciles, en Tiempos duros, su Palabra inspiró y llenó de Fortaleza a quienes buscábamos en Dios, quienes buscamos esa Fuerza del Espíritu Santo, para seguir luchando y para seguir avanzando con la Fuerza de la Fé y con la Fuerza del Espíritu.

Por eso, estoy segura que aquí está el Espíritu Santo y que [email protected] decimos Gloria a Dios, porque hoy podemos estar aquí [email protected] en primer lugar dándole gracias a Dios por su Vida, por toda su Obra en Nicaragua, y por todo lo que Usted ha hecho por miles Familias nicaragüenses. Porque sabemos reconocer su Obra en este País, para este Pueblo; esa Obra que hoy significa muchas Personas, muchos Seres Humanos, muchos nicaragüenses que procuramos el Bien Común, que procuramos trabajar [email protected], que sabemos reconocer la Bendición de la Unidad de [email protected] por el Bien de [email protected] !

[email protected] [email protected] nos han transmitido cómo, aquí en esta Iglesia y con Usted como Pastor, han aprendido a Luchar, y a Vencer. Porque la tristeza puede apagar el Alma, la depresión puede apagar el Alma, y supimos de [email protected] Herman@s que en tiempos de tristeza, en tiempos de depresión encontraron aquí, con Usted, Fuerza Espiritual para seguir caminando y para no dejarse vencer, y para sentirse todos los días capaces y posibles. Para sentirse llenos de la Fuerza de Dios !

Como Usted dice, todo se lo debemos a Dios. Este día se lo debemos a Dios, por eso decimos con Usted : Gloria a Dios ! Y gracias por todo este Tiempo y por los Tiempos que vendrán, porque la Semilla que se siembra se cultiva y se cosecha. Usted ha sembrado Semilla que va a dar muy buenas cosechas en nuestro País, por eso le estamos reconociendo y agradeciendo su Vida, su Obra, en Nombre de Dios, [email protected] como [email protected] de Dios.

Gracias, Pastor, y gracias a su Familia, a sus hijas, a su esposa Bonnie, que lo han acompañado en esta Misión en Nicaragua.

Aquí vamos a dar lectura al Acuerdo Presidencial No. 52-2018 :
“El Presidente de la República,

Considerando :

1. Que el Pastor David Vincent Spencer, desde que llegó a Nicaragua en 1966, ha formado generaciones de Religiosos y Ciudadanos de Bien;

2. Que al fundar la Iglesia Hosanna el 17 de Marzo de 1996, también creó las condiciones para promover Valores Cristianos y forjar Seres de Fé, con Espíritu de Familia y Comunidad;

3. Que los 15 Templos, y las miles de Personas que se congregan en las Iglesias Hosanna en nuestro País, se han integrado también al Trabajo Educativo y Social que cree en Nicaragua, fortalece Capacidades y alienta el Espíritu para luchar [email protected] por una Vida Armoniosa y Mejor;

4. Que la contribución del Reverendo David Spencer a Nicaragua es altamente apreciada por muchas Familias nicaragüenses como un aporte a la Tolerancia y a la búsqueda de Alianzas, Diálogos y Entendimiento para unirnos en Bendición, Prosperidad y Victorias;

Por tanto,

Acuerda :

1. Otorgar la Orden de la Independencia Cultural Rubén Darío al Reverendo David Spencer, quien junto a su Familia constituye un Orgullo Nicaragüense, por Gracia de Dios;

2. Esta Orden es entregada en este Acto Solemne y Especial, Acto de Cariño y de

Reconocimiento, en la Iglesia Hosanna en Managua, el día Sábado 24 de Febrero del Año 2018.

Daniel Ortega Saavedra
Presidente de la República de Nicaragua”

Palabras de David Spencer

Este es un día tan maravilloso para mí. Yo llegué a Nicaragua con mi esposa, nos acabábamos de graduar de la Universidad, veníamos sin dinero, sin nada. Mi esposa estuvo en el terremoto, yo no estuve aquí en ese momento, y yo quiero decir que todo lo que hemos logrado, eso se encuentra en Isaías 26:12, todo, absolutamente todo lo que hemos logrado, lo hemos logrado porque proviene de Dios.

Señor Presidente de la República de Nicaragua, Daniel Ortega Saavedra; Vice-Presidenta y Primera Dama, Señora Rosario Murillo; Licenciado Fidel Moreno; Licenciado Amaru Ramírez; Ministra de Gobernación; María Amelia Coronel; Señores Ministros; Señores Diputados de la Asamblea Nacional; Alcaldes, Miembros de los Concejos Municipales; Señores Representantes de las diferentes Denominaciones que se encuentran aquí hoy que están representando también a Nicaragua, nos sentimos felices de que ustedes estén aquí también.

Me acompaña en esta ocasión mi esposa Bonnie, con la cual he estado casado por 53 años, y puedo decir, sinceramente, que aun a los casi 73 años yo tengo un Amor de Juventud por ella. Estas son mis hijas, esta es la mayor, Melodía; esta es Shanna que nació aquí en Nicaragua, pura pinolera, con mis nietos, una nieta que nació aquí, y Evelyn que es la menor. Me siento tan feliz que ellos pudieran estar aquí. También tengo otros familiares que vienen de diferentes partes del Mundo para estar aquí. Gracias por el esfuerzo que hicieron.

Así que estoy aquí para recibir la Ciudadanía nicaragüense. ¡Qué cosa más linda! ¡Qué lindo! Nadie me podía dar mejor regalo que este. Estoy conmovido, tan feliz que no tengo palabras para expresarlo. Recibir la Ciudadanía nicaragüense yo siempre quise, y la Orden... Eso se pasó todos los límites que yo hubiera esperado al darme la Orden de la Independencia Cultural Rubén Darío.

Hoy es un día que he esperado, he soñado, he anhelado por 45 años, porque llegamos a los 21, y es un día de Homenaje, un día de Honor, un día de mucha Emoción; sin embargo, no es algo en que yo me pueda vanagloriar, sino que yo quiero que Dios reciba la Gloria y la Honra por este gran Privilegio.

Hoy se me concede la Ciudadanía nicaragüense. Hoy legalmente me convierto en un nicaragüense... ¡qué cosa más linda, Tierra de Lagos y Volcanes! ¡Preciosa esta Patria! Yo le digo a la gente: Yo no sé por qué ustedes se van. ¡No hay como Nicaragua! ¡Precioso este Pueblo!

Hoy legítimamente me convierto en nicaragüense. Amo a Nicaragua. Amo al nicaragüense, un campechano dadivoso, tiene gran sentido de humor. Este es un Pueblo luchador, yo me quedo sorprendido, es un Pueblo con Dignidad, un Pueblo que a pesar de terremotos, guerras, huracanes, maremotos, no conoce otra cosa más que, ¡nunca! El nicaragüense no se da por vencido. Yo me acuerdo cuando estaba jovencito, la parte de abajo estaba llena de arena, y uno hacía así, pegaba contra el suelo y se levantaba.

¿Ustedes han visto eso, verdad? Esa es Nicaragua, y la he defendido cuando en ciertas Naciones me han querido hablar mal. Yo les dije: Usted se metió con la persona incorrecta, porque usted nunca pasó por ahí, usted nunca pasó por los sufrimientos, usted nunca pasó por las personas, de ambos lados, que perdieron Seres Queridos, Familias desbaratadas. Sin embargo, han pasado todos estos años y yo veo una Nicaragua que se levanta, ¡se levanta! ¡Cómo no voy a admirar y querer ser parte de un Pueblo como este!

Bueno, aun cuando se ha pensado y pareciera que la han pisoteado, y no es que parece, es que ha pasado, saben cómo levantarse del polvo otra vez y lograr los Propósitos de Dios. Sobre todo admiro la Fé del nicaragüense, esa Fé inquebrantable en Nuestro Señor Dios Todopoderoso, esa Fé por una Nicaragua Mejor, una Nicaragua llena de las Promesas de la Palabra de Dios. ¡Qué pueblo más Fuerte, un Pueblo aguerrido en los Principios de Dios!

Cuando yo recorro las calles de Nicaragua... ¡ya me estoy comenzando a calentar! yo sinceramente le digo me quedo sorprendido de qué es lo que está ocurriendo en este momento en el País, y la Bendición de Dios yo veo venir sobre este País...!Sí!

Presidente Ortega, quiero tomar este tiempo para reconocer la gestión que su Administración está haciendo. Por ejemplo, yo lo he visto y me he quedado anonadado, esa es la palabra, anonadado, el Nuevo Estadio Dennis Martínez donde hoy precisamente se va a jugar el segundo juego Nicaragua versus Cuba, y que Dios me oiga que gane Nicaragua.

El Polideportivo Alexis Argüello, ¡qué cosa más preciosa! Es decir, no dejo de quedarme anonadado. Las Piscinas Olímpicas, los hermosos Parques construidos en diferentes partes de Nicaragua, para que puedan ir nuestros hijos a jugar allí. ¡Esa fue una idea brillante!

El crecimiento de las Inversiones en nuestro País y el mejoramiento del Índice Eco-nómico; el Nivel de Seguridad que hoy en nuestro País lo está disfrutando, lo convierte en el más Seguro de la Región.

Hay mucha gente aquí que está pensando en venir a vivirse aquí, y no los culpo, hay Playas lindas, Volcanes, mucha Agua. Entonces, podría mencionar otras cosas como el Turismo. Está creciendo el Turismo, es increíble; una vez estuve en el Aeropuerto y tuve que esperar no sé cuánto tiempo, porque tantos aviones estaban entrando.

¡Algo Nuevo está pasando en Nicaragua! No es que no era bueno en años pasados, pero es que Dios tiene Planes para este País. A Dios le gusta agarrar una Nación a la que le dicen: “¡No hombre, son los más pobres, excepto Haití!” y cosas así. Ellos no van a poder decir eso más, esos días se acabaron, porque este Pueblo se va a levantar y el Mundo se va a sorprender, se va a sorprender.

Creo firmemente que Nicaragua está bajo la Promesa de Dios. La Biblia dice en Proverbios 29:2 que cuando los justos gobiernan, el Pueblo se alegra. Yo miro un Pueblo que, aunque siempre ha tenido buen humor pero es un rostro diferente, que sí podemos. Yo veo a [email protected] nicaragüenses, a [email protected] Jóvenes destacándose en los Estudios... ¡Miro la Bendición de Dios!

Jeremías era un hombre que oraba por la Paz de la Ciudad, y sepa que esto es algo que mi esposa y yo hacemos todos los días, cuando nos levantamos y cuando nos acostamos. Y nos sentimos felices de la Vida. Otros se quieren ir para otros Países, a mí no me pueden sacar arrastrado de aquí. En serio. Este es el País más precioso que yo conozco en el Mundo. Talvez unos de ustedes están escépticos conmigo... “cepillo” me dicen. Pues si es un cepillo, ¡es un cepillo sincero! Yo no sé si existe un cepillo sincero, pero este es sincero.

Entonces, he visto en el País banners que declaran que Nicaragua es Cristiana, Socialista y Solidaria, y es mi Oración que desde los Principios Bíblicos del Cristianismo, ustedes y su Administración con-tinúen llevando a nuestra Nicaragua a ser un ejemplo para las Naciones.

Les invito a que [email protected] reconstruyamos Nicaragua bajo el fundamento de los Principios Bíblicos, y que aquellas Leyes que atenten contra lo natural de Dios, lo que Dios inventó, contra la Familia... La Familia nicaragüense es una Familia linda, preciosa, y que todo esto que atente contra la Familia, contra la Niñez, contra nuestra Sociedad, pero especialmente contra la Familia, porque Dios quiere levantar a este País como un ejemplo de un País que camina con Dios.

No es que muchos no caminen con Dios, y esto es algo que no lo produce la Iglesia Católica, ni Hosanna, ni Asambleas de Dios, ¡esto es de Dios! Una cosa es pertenecer a un Grupo, pero lo que necesita, necesitamos, yo necesito esto más, yo soy solamente un pequeño luchador, pero les voy a decir la verdad, si Dios me diera lo que yo merezco, me voy directamente al Infierno.

Y no es porque soy humilde, esta es la Gracia, el Favor inmerecido de Dios que viene sobre esta Nación para cumplir con un Propósito que Dios tenía. Porque dicen las Sagradas Escrituras en Efesios 1:4: “Yo te escogí antes de la fundación del mundo”. Usted no está ahí por estar ahí... ¡Dios te escogió! Porque Dios quita Reyes y pone Reyes, y Él te puso; nadie que está gobernando está ahí por casualidad.

Así es que necesito terminar esto porque no quiero hacer estas palabras inmortales haciéndolas eternas. Pero esto de la Familia nicaragüense yo ruego a Dios porque el nicaragüense merece lo mejor y juntos podemos reconstruir. Y se está reconstruyendo. ¿No ve usted todos los edificios que hay por aquí?

Cuando comenzamos esto no había nada, era un caminito por allí, y cuando yo quise comprar esto aquí me decían: ¡Usted está loco! ¿Qué está haciendo? Este no es el lugar. Pero Dios tenía un Plan, y un día cuando estaba tan deprimido porque me cambiaron 4 veces los linderos, es algo que se llama “estelionato”, me di cuenta, pero al final cuando pienso en lo que está ocurriendo yo miro la Mano de Dios.

Yo sé que algunos que van a oír esto van a tener otra opinión y quiero decirles algo, ustedes tienen todo el derecho de estar equivocados, ¿me entendieron? Porque esto va para arriba, se levantarán en alas como águilas, correrán y no se cansarán, caminarán sin desmayar.

Así es que hoy está delante de ustedes, delante de todos nosotros la mayor oportunidad de todos los Tiempos de Nicaragua, y yo le digo, Señor Presidente Daniel Ortega Saavedra, con su esposa, usted tiene una de las oportunidades que yo creo que ningún otro Presidente en la Historia de este País la ha tenido. Y cuando buscan dice: Busca primeramente a Dios y lo demás vendrá por añadidura. Y eso es lo que Dios va a hacer con este País, la reconstruiremos con la Ayuda de Dios.

Déjeme brincar al final, hay un pasaje en Malaquías que dice y yo digo esto para el Pueblo de Nicaragua, dice: “Yo haré volver el corazón de los padres a los hijos, y de los hijos a los padres”. Esa es una Promesa de Dios para las Familias donde hay tremendas trifulcas: “Yo haré volver”, no dice el corazón de los hijos a los padres; dice “el corazón de los padres”, comienza con los padres, “a los hijos”. Y esto es lo que uno quiere ver en Nicaragua, nicaragüenses sonrientes, nicaragüenses que se levantan, que asustan a otra parte del Mundo con ¿cómo lograron eso? Y el hecho de que haya honrado el Nombre de Cristo, porque cuando se dice Cristianismo estamos hablando de Cristo, eso trae una Bendición sobre este País, porque están reconociendo al Creador del Universo, y las esperanzas y expectativas mías son tan grandes para este Tiempo.

Así es que, me han diagnosticado con cáncer en el páncreas, en las tres cuartas partes, dicen que tengo de 3 a 6 meses para vivir. Pero yo no estoy preocupado porque no voy a morir de cáncer, lo único que me puede llevar a mí es Dios mismo cuando dice: “Ya terminó tu tiempo”. El Rey David murió a los 70 años, yo ya tengo casi 73, así que ya le gané al Rey David.

Entonces, por fin quiero agradecer la Ciudadanía que he recibido, y la Orden Rubén Darío. A nombre propio y de la Familia de la Fé nicaragüense expreso mi mayor agradecimiento por otorgarme la Ciudadanía nicaragüense y la Orden de la Independencia Cultural Rubén Darío, esta Máxima Distinción Cultural de la Nación de la cual no soy merecedor.

Ustedes han sido demasiado buenos, yo soy solamente un pequeño luchador y ustedes decidieron hacer esto. Nada me pudieran haber dado. Es decir, yo estaba feliz con la Ciudadanía, ¿pero lo otro? Para mí la batearon fuera del Estadio con las tres bases llenas. Yo digo, solamente para mí.

Yo quiero presentarles unas fotos, es la pintura que más me impactó en mi Vida, se llama “El Viaje de la Vida”. Fue hecha en 1855, y quiero explicarles aquí, talvez quieren venir para que puedan verlas y yo se las pueda explicar.

Esto aquí es la niñez, y yo diría que si entiendo correctamente este es el vientre de la madre y el Ángel viene saliendo, y está el reloj de arena, está comenzando el bebecito, está así, esto es la niñez.

Este aquí es el mismo bebé pero ahora él está soñando el sueño, como todo mundo tiene sueños que se van a lograr. Después aquí esto puede llegar como a los 35 o 40 años porque está arrodillado, y mírenlo rápido, es imposible que llegue hasta allí abajo, si Dios no lo ayuda. Y por fin, aquí ya no existe el reloj de arena, ¿por qué? porque terminó su Vida, y vienen los Ángeles para recogerlo, para llevárselo.

Entonces, la Biblia dice que tenemos la Niñez, tenemos la Juventud, tenemos crisis como esas donde uno dice: ¿Voy a sobrevivir esto, o no voy a sobrevivir? Pero los cruza y llega a ser anciano, se rompe esto. Entonces esto se llama “El viaje de la Vida”. Así que quisiera entregarle esto a Usted.

También tengo algo para Usted. Esto aquí es un Pastor, pero Usted es el Pastor y esta es Nicaragua, la está llevando sobre sus hombros, y Dios la ha puesto en sus manos. Usted tiene a la perniquebrada, la que está ahí, que ha perdido Esperanza, pero Dios te dará la Sabiduría para confiar en Dios, para que Él te guíe y prosperes en una forma tan increíble.

Tengo una palabra más y con esto termino. En Isaías 45 habla de Ciro, y dice: “Ciro es mi Rey escogido”, y la mano de Dios estaba sobre él y Dios lo bendijo poderosamente. Dios quiere que Usted sea ese Ciro y que agarre a Nicaragua acá, y sin duda ya lo han hecho con cuánta gente que no tenía nada, pero se esforzaron porque ustedes tienen corazón para el pobre. Esa es una de las cosas que yo admiro de ustedes.

Así es que les presento esto, quisiera que fuera algo mucho mejor pero viene de nuestro corazón. Esta es Nicaragua en sus hombros. Yo quisiera terminar orando, si ustedes me lo permiten:

Amante Padre Celestial, te damos gracias por tu Misericordia, la Gracia de Dios, inmerecida Gracia, pero te damos gracias que nuestro Pasado no determine nuestro Futuro, y que tú tienes unos Planes para Nicaragua, y unos Planes para el Presidente y su esposa.

¡Gracias, Señor! En este momento yo bendigo a Nicaragua, yo pido que la Bendición de Dios venga sobre los Campesinos, sobre los que plantan sus cosechas. Te pido que Tú bendigas, que ellos mismos sientan una nueva Fortaleza, que Tú les des a ellos la Sabiduría de Dios.

Vendrá la Sabiduría de Dios sobre ustedes, vendrá el Espíritu de Consejo, el Espíritu del Temor de Dios. Dios bendecirá a sus hijos, Dios bendecirá todo lo que ustedes tocan. Y Tú dijiste: “Búsquenme a mí primero, y lo demás vendrá por añadidura”.

Te doy gracias por lo que ya has hecho, por la creatividad de las Luces en este País. La gente mira esto y queda impactada, ¡es lindo! Del avión uno viene entrando y no hay otra Nación como esta que tiene eso, hasta lo que yo sé. Viene de la Creatividad de Dios.

Bendícelos, pues. Guárdalos en Salud. Que la Gloria de Dios descanse sobre su Vida. Que Dios les dé un Espíritu de Discernimiento, para poder discernir entre lo que es Oro y lo que es Cobre, y Tú lo vas a hacer en ellos. Gracias por este privilegio que nos permites en este día. En el Nombre del Padre, del Hijo y del Espíritu Santo.

Señor, oh Jesucristo, aquel Cristo que nació de la amada Madre de Nuestro Señor, gracias, porque un Nuevo Tiempo viene, y si Dios es con Ustedes, ¿quién contra ustedes? Si Dios es con Ustedes, se le puede interponer pero no te vencerán. Gracias, Señor, porque si Dios está con nosotros, ¿quién contra nosotros? Y una vez más te doy gracias por este Regalo de la Ciudadanía. Estoy tan conmovido. Gracias. Amén.

Oración del Pastor Arsenio Herrera

Señor te damos gracias. Si hay algo que yo sé en mi Espíritu es que Tú estás despertando al Pueblo de Nicaragua para volverse a Ti. Lo harás con nuestros Gobernantes, Tu Espíritu Santo soplará en cada rincón de esta Nación, y ellos oirán tu voz. En el Espíritu sabrán que Tú estás hablando a sus Vidas, lo harás con el Pueblo, lo harás con los Sacerdotes, y lo harás con los Pastores.

Será un soplo sobre toda la Nación, y nos uniremos a una sola voz, una voz que declara que Jesucristo es el Señor de Nicaragua, y cuando se establezca comenzaremos a ver la Tierra volverse más fértil.

Señor, Tú has hablado de que la Tierra producirá minerales que aún no sabíamos que estaban ahí; que cuando leímos el anuncio en el periódico de que se abría para la explotación de petróleo, la exploración de petróleo, yo lo creí en mi Espíritu, porque Tú tienes Riquezas escondidas en esta Nación. A pesar de todo lo que haya sido extraído de aquí lo mejor todavía está aquí, y lo mejor que tiene este País es su propia gente, y levantarás en ellos Sueños, y levantarás en ellos Visiones, y levantarás en ellos un Espíritu de Fé y lograremos cosas que ojos no vio ni oídos oyó, ni ha subido en corazón de hombre.

Y cuando pregunten: ¿Qué pasó en Nicaragua? ¿Qué ocurrió en Nicaragua? ¿Qué pasó en Nicaragua? ¿Qué fue lo que llevó de ser un País donde se oía de pobreza, donde se oía de tsunamis, de terremotos, a que ahora como lo dijo el Washington Post, “La nueva Joya de Centroamérica”? Cómo se está regando esa voz, cómo Tú estás levantando Profesionales que están trascendiendo a Gerencias Regionales, Empresas Nacionales que saldrán a otros Países.

Señor, todo eso es porque Tú estás moviendo Tu Mano, pero yo te pido una cosa, que la Iglesia esté presente para que lo que Tú has querido que sea una Bendición no se pervierta y destruya a la Familia, sino que como Iglesia, como un Pueblo que cree que Tú eres Dios, preservemos la Bendición para que nuestras generaciones puedan vivir un Mañana Mejor.

Es la oportunidad que Tú le das a nuestro Presidente Daniel Ortega, la oportunidad que Tú le das a nuestra Vicepresidenta Rosario Murillo, para servir a las futuras generaciones.

Señor, me uno a la palabra que dijo el Pastor David: “Lo creo, lo he visto, Tú me lo has mostrado que hay una oportunidad extraordinaria para poner una Plataforma en este País; que haga todo propicio para que los próximos años sean años de Crecimiento, de Desarrollo, de Expansión, de Paz; y que las Naciones de la Tierra puedan venir y beber de lo que Tú vas a hacer aquí, y todos dirán: Verdaderamente el Señor está en medio de ellos. Ese es el anhelo de mi corazón, y yo pido el Soplo de tu Espíritu Santo sobre toda esta Nación, para nos volvamos a Ti y veamos tu Gloria. En el Nombre de Jesús, Amén.

Palabras de Pastor David Spencer

¡Es un Honor!

Palabras de Daniel

Gracias por sus Oraciones.

Querido Hermano David Vincent Spencer; querida Hermana Bonnie Marshall de Spencer; queridas Melodie, Melodía, Spencer de Leake; Shanna Spencer de Ferguson, y Evelyn Spencer de Norberg... Las tres Gracias !

Querido Hermano Pastor Arsenio Herrera, Pastor General de Hosanna aquí en Nicaragua; querida María Amelia, Ministra de Gobernación; querido Comisionado Luis Cañas, Viceministro de Gobernación; querido Comandante de Regimiento, Juan Emilio Díaz, Director de Migración y Extranjería.

Y el Abrazo también de Hermanos para los Pastores que nos acompañan esta noche, esta tarde: Pedro Pablo Rojas, Superintendente Nacional de las Asambleas de Dios; el Pastor Rafael Arista, Vice-Superintendente Nacional de las Asambleas de Dios; el Pastor Roberto Rojas, Secretario General de las Asambleas de Dios; el Pastor Mario Espinoza, del Consejo Nacional de Pastores Evangélicos.

El Pastor Jorge Ulises Rivera, de la Iglesia Centroamericana; el Pastor Félix Ruiz, Presidente de la Convención Bautista de Nicaragua; el Pastor Augusto César Marenco,

Ministerio del Centro Apostolar; el Pastor Omar Duarte, de Ríos de Agua Viva; el Pastor Rodolfo Gómez, de la Iglesia Mi Redentor; el Pastor Bladimir Torres, de la Iglesia Hosanna; el Pastor Nabel Rodríguez, de la Iglesia Visión Ahora; el Pastor Adolfo Sequeira, de las Iglesias de Dios; el Pastor Roberto Sarria, del Centro de Adoración Familiar; el Pastor Gerardo Ampié, de Mundo de Fé. No sé si se quedó alguno, pero esta es la Lista que me dieron. Nuestros Saludos para [email protected] l@s [email protected] aquí presentes esta tarde, esta noche.

Estamos ya finalizando el Mes de Febrero y cuánto nos inspira Usted... ¡Cuánto nos inspira, cuánto lo admiramos, cuánto lo respetamos! Y si desde los Estados Unidos de Norteamérica llegó a Nicaragua fue la Voluntad de Dios. No fue la casualidad, ¡fue la Voluntad de Dios!

Este Mundo tan lleno de Esperanza, pero tan plagado también de dolor, sobre todo en estos Tiempos es cuánto más necesita del acompañamiento de Dios y, cuando se le ha entregado a Usted, querido Hermano, la Ciudadanía nicaragüense, para mí que el Mensaje es muy claro, sobre todo en estos Tiempos que nos dicen que tenemos que encontrarnos, tenemos que unirnos, que no son estos Tiempos para alejar a nadie, sino que son estos Tiempos para acercarnos [email protected]

Esa gran Nación, Estados Unidos, se formó con emigrantes que en su primera etapa fundacional llegaron de Europa; Europa trasladándose a los Estados Unidos y construyendo y desarrollando esa gran Nación. Y hoy más que nunca tienen que abrirse las puertas, las puertas para la Paz, las puertas para la Vida.

Porque, cuánto hay que luchar en estos Tiempos para defender ese Derecho esencial que nos da Dios a [email protected] l@s que habitamos este Planeta, que és la Vida, que es el Derecho de Crecer, el Derecho de gozar de la Riqueza. No del Oro, no de la quimera del Oro, sino de la Riqueza Espiritual, que es la más valiosa, que es la más grande, y que es la que tenemos que invocar en estos Tiempos para que no se cierren las puertas, sino que se abran las puertas, y que logremos los habitantes de este Planeta, bajo la Inspiración de Dios, con la Palabra de Dios, con el Aliento Divino logremos realmente ser una gran Fuerza Espiritual, que es la única que le va a traer Paz, Seguridad y Estabilidad a este Planeta.

Nicaragua, un País pequeño con grandes problemas a lo largo de su Historia, en los Índices de Extrema Pobreza en toda Nuestramérica Continental e Insular, ha tenido una gran Riqueza en medio de esa gran Pobreza, ha tenido una gran Riqueza en medio de las confrontaciones que hemos vivido, y ha sido la Presencia de Dios, la Presencia de Cristo que nos ha permitido al final conquistar la Paz. Pero no basta conquistar la Paz si quienes se enfrentaron antes no logran reconciliarse.

¿Y qué fue y qué es lo que ha hecho posible el Proceso de Reconciliación en nuestro País, después de la Paz? Ha sido la Palabra de Dios, llevada por los Pastores, llevada por los Delegados de la Palabra, en todas las Comunidades, en todas las Zonas de nuestro País. Donde más se habían abierto las heridas entre las Familias nicaragüenses; fue determinante la Pa-labra de Dios, llevada por los Pastores y los Delegados de la Palabra, para que pudiésemos avanzar en este Proceso de Reconciliación.

Y tenemos que seguir luchando, porque tanto la Reconciliación como la Paz no se decretan, sino que se tienen que estar continuamente cuidando, cultivando, alimentando, y la única Fuerza real para garantizar la Paz, consolidar la Paz y seguir fortaleciendo la Reconciliación no es la Riqueza Material... ¡Es la Riqueza Espiritual! Y la Riqueza Espiritual viene de la Palabra de Dios, viene de Cristo, y los Portadores de la Palabra de Dios son los Sacerdotes, los Pastores y los Delegados de la Palabra. Son los que tienen ese inmenso reto.

Nosotros, lógicamente, tenemos el reto de acompañarlos y apoyarlos a ustedes en esa Batalla, que es la Batalla más grande que se libra en Nicaragua y en el Planeta. Porque así como Nicaragua ha logrado avanzar de la Paz a la Reconciliación, y seguimos luchando para que no se pierda lo que hemos logrado avanzar en Paz y en Reconciliación, y es la Palabra de Dios la que nos va a ayudar a seguir fortaleciendo la Paz y la Reconciliación, el Mundo también hoy más que nunca demanda de la Palabra de Dios para que se alcance la Paz y se alcance la Reconciliación entre las Naciones de nuestro Planeta.

Qué Honor, Reverendo, estar aquí con usted, con su esposa, con sus hijas, con su Familia, compartiendo en este Templo. Yo recuerdo cuando pasaba por estas calles y este Templo no existía, eran lotes vacíos, a veces llenos de basura, y usted logró con la Inspiración de Dios hacer realidad este Templo y multiplicarlo también en todo el País.

Cuánto nos honra, le decía, estar en este Templo, estar con usted, estar con la Familia, entregándole la Ciudadanía nicaragüense, y a un Ciudadano norteamericano. ¡Fíjense qué Mensaje en estos Tiempos! ¡Qué Mensaje para estos Tiempos! Sí, tenemos que abrir las puertas, y eso nos va a dar la Paz, nos va a dar la Reconciliación a [email protected], y nos va a dar Felicidad a todas las Familias de los Estados Unidos, a las Familias de Nuestramérica y el Caribe... A las Familias de nuestro Planeta !

A nosotros nos honra, realmente, que un Ciudadano norteamericano esté recibiendo la Ciudadanía nicaragüense, que eso dice mucho, ¡[email protected] y nicaragüenses somos [email protected] de un Mismo Dios, somos [email protected] de un mismo Padre! Y entregarle la Orden Rubén Darío, Darío que siempre tuvo a Dios allí.

Él lo dijo con toda claridad, y no solamente se lo decía a Roosevelt en ese momento, se lo decía para todo el que cuenta con mucho Poder. ¿Qué es lo que le decía al que cuenta con mucho Poder? Que el Poder da para hacer cualquier cosa, buena, o mala. Y decía Darío que cuando el Poder se utiliza para hacer cosas buenas, pero también para hacer cosas malas, eso al final no tiene un Buen Camino, no va por un Buen Camino, porque decía Darío : Os falta una cosa: ¡Dios! Os falta una cosa: ¡Dios! ¡Dios! O sea, de nada vale el Poder Material, la Riqueza, el Poder Militar, las Armas Atómicas; de nada valen si quienes ostentan ese Poder no tienen en primer lugar el Poder de Dios, no cuentan con el Poder de Dios.

Darío luchando por la Paz también, y en su retorno pasando por los Estados Unidos, pasando por Nueva York venía con un Poema que le salía del Alma, donde decía: ¡Voy gritando Paz, Paz, Paz! Así clamaba el italiano; así clamo yo ahora: “Alma en el alma, mano en la mano...”. Y usted en Nombre de Dios ha trabajado por la Paz y ha clamado por la Paz en beneficio del Pueblo nicaragüense y también de los Pueblos del Mundo, porque es más que merecida la Orden Rubén Darío para Usted, ¡Luchador por la Paz en Nombre de Dios!

Gracias por sus Presentes, esos lindos cuadros lo que significan, el Mensaje que traen, un Mensaje que debe estar siempre vivo en [email protected] nosotr@s. Y gracias por ese Presente también, esa linda escultura en madera del Pastor con el cordero, con la oveja a los hombros.

[email protected] tenemos nuestros Compromisos y yo lo he dicho siempre, lo dije en los momentos más difíciles, dije que mi Inspiración para luchar por el Pueblo, con el Pueblo, y seguirlo haciendo ahora, era y sigue siendo Cristo. Y no se puede luchar, no se puede tener la Fuerza para luchar e ir adelante si no está uno bajo la Palabra de Dios, bajo la Inspiración de Dios, y agradeciéndole a Dios la oportunidad que nos da de ir saliendo poco a poco de la Pobreza.

Aquí se está cumpliendo “los últimos serán los primeros”. Ahí se va cumpliendo poco a poco “los últimos serán los primeros”. La gente que está en la mayor Pobreza, en Extrema Pobreza, bueno, ahí vamos poco a poco, no es de una sola vez, no es posible hacerlo, pero yo digo, siempre lo digo, ya Dios nos permitirá discernir o pensar en encontrar la forma, nos ayudará para multiplicar los Panes sobre todo cuando estamos pasando momentos difíciles. Porque no hay País en el Mundo por muy potente y grande que sea que no pase dificultades, grandes dificultades, grandes crisis, ya no digamos nuestros Países que tenemos Economías tan frágiles. ¿Y de dónde sacar Fuerza en esos momentos? Sólo Dios, sólo Cristo nos puede dar esa Fuerza para seguir adelante.

Gracias por sus Oraciones, gracias por sus Palabras.

e-max.it: your social media marketing partner